Los años 50 Los años 60 Los años 70 Los años 80 Los años 90 Los 2000 Los 2010 Los 2020
Mundo Músika Timeline Lista maestra
Contacta con nosotros Ir al foro Volver a página principal English version Playlists







Año 1998


Los singles y LPs más importantes y playlist con las canciones más destacadas. Resumen del año



Historia musical del año


Escúchalas clasificadas por géneros y descubre sus posiciones en las listas de éxitos. Todas las canciones LOS MÁS DESTACADOS DEL AÑO - Los más destacados del año - El nuevo pop juvenil  - Las boy bands dan guerra - Un año de película - El R&B y el hip-hop - El rock en transición - La música de baile - Más música - La música en España ÍNDICE 1

Madonna

Madonna se convirtió en el icono musical femenino más importante de los años 80 gracias un pop juvenil, bailable y melódico con letras bastante ligeritas, y podría haberse quedado ahí, convertida en un fenómeno de los 80 como muchos de sus contemporáneos de no ser por su fabulosa capacidad de adaptación. Estamos en 1998 y sólo había publicado dos álbumes de estudio en lo que llevamos de década, aunque no había dejado de sonar en las radios gracias a las canciones inéditas de dos discos de grandes éxitos y a las canciones de las películas “Con honores” y “Evita”, protagonizadas por ella. Su sonido durante los años 90 había cambiado, era más maduro e incorporaba sonidos más actuales, pero parecía carecer de una dirección hasta que llegó “Ray of light” en 1998. Acababa de tener a su primer hijo y aprovechó la ocasión para despachar al productor Babyface, con quien tenía previsto hacer el disco, con la idea de embarcarse en un sonido más introspectivo y totalmente diferente a lo que había hecho hasta el momento. Su reemplazo fue el gurú de la electrónica William Orbit, y el resultado uno de los discos más aclamados no sólo de la artista, sino de toda la historia de la música. Su primer single “Frozen” fue un éxito universal, y le siguieron los también populares “Ray of Light”, “Drowned world (Substitute for love)” y “The power of good-bye”. Madonna había renacido.

2

Céline Dion

Bueno, no se puede hablar de 1998 sin mencionar el tremendo éxito de la canadiense Céline Dion con “My heart will go on”, de la banda sonora de “Titanic”. Su LP “Let’s talk about love” se publicó a finales de 1997 y acabaría siendo el más vendido de todos los publicados ese año, en parte por el éxito de esta canción, la más importante de 1998. Otras canciones incluidas en el disco eran “Tell him”, a dúo con Barbra Streisand que sirvió de anticipo del álbum, “Immortality” junto a los Bee Gees y “The reason”, pero además a lo largo del año tuvo otro número 1 que no aparecía en él, la balada “I’m your angel” a dúo con el popular cantante de R&B norteamericano R. Kelly.

LA MÚSICA DE BAILE


Con el final de siglo la música de baile más importante ya no era el house o trance más o menos hardcore que habían triunfado durante la mayor parte de la década, aunque existían excepciones como por ejemplo 2 Unlimited, que aunque estaban lejos de sus momentos de mayor gloria todavía tenían éxito en España con canciones como “Wanna get up” o “Never surrender”, Faithless con su clásico “God is a DJ”, los Fatboy Slim de Norman Cook con dos de sus temas más conocidos, “The Rockafella skank” y “Gangster trippin”, Mousse T con el popular “Horny” o Apollo 440 con “Lost in space”, para la banda sonora de “Perdidos en el espacio”. En su lugar se empezó a notar un regreso a las canciones pop más bailables con sus respectivas remezclas, como ocurría en los años 80, cuyo ejemplo más notorio es Cher con uno de los temas más importantes del año, “Believe”. Cher no había dejado de lanzar música de forma regular desde que en los años 60 formara pareja con su marido Sonny Bono y siempre con un éxito envidiable, pero tuvo que llegar el año 1998, 23 después de su debut, para que llegara su mayor momento de gloria. Su disco anterior se había considerado un relativo fracaso y su discográfica le sugirió un cambio de dirección para el siguiente. El resultado fue un LP fuertemente influido por el eurodance, que fue criticado en su momento por utilizar un exceso de producción e incorporaba elementos novedosos en su momento como el auto-tune, que ella popularizó y llegó incluso a ser conocido como el “efecto Cher”. A pesar de las críticas tanto la canción como el disco del mismo título fueron un tremendo éxito y se convirtieron en los más vendidos de su carrera y uno no puede evitar preguntarse si un tema interpretado por una artista de 52 años, por muy formidable que fuera, tendría un éxito universal en estos tiempos que vivimos. Ya que hablamos de eurodance no podemos dejar de mencionar a dos de los grupos que más éxito tuvieron en este género en 1998. Los primeros los escandinavos Aqua, cuyo LP del año anterior “Aquarium” les trajo el tremendo éxito “Barbie girl”, pero el disco demostró que tenía más canciones vendibles. Tanto “Doctor Jones” como la balada “Turn back time” fueron número 1 en Europa, y “My oh my” también estuvo en los primeros puestos de las listas. Todavía lanzarían un LP más con bastante éxito pero acabarían separándose en 2001, y aunque volvieron a unirse años después los gustos musicales habían cambiado para entonces. El otro grupo es Ace of Base, uno de los más destacados del eurodance de todos los tiempos, cuyo tercer álbum “Flowers” publicado en 1998 tuvo mucho éxito amparado por los singles “Life is a flower” y “Cruel summer”. Aún tendrían un LP más con la formación original pero no fue lo mismo y allí acabó la parte visible de su carrera. Para cerrar el apartado de europop, mencionar que la cantante italiana Alexia también lanzó su disco más vendido titulado “The party”, que incluía los éxitos “Gimme love” y “The music I like”. Después de este disco abandonó el europop y acabó centrándose en cantar en italiano con razonable éxito en su país natal. Uno de los artistas/grupo de baile más importantes de los años anteriores había sido Sash, cuyos primeros éxitos habían sido de música trance bastante hardcore, pero en su segundo álbum “Life goes on” se inclinaron hacia una música accesible para las radios incluyendo más temas totalmente vocales. No es el caso del primer single, “La primavera”, que pretendía recordar a su primer éxito “Ecuador” (aunque mucho más melódico), pero los siguientes, “Mysterious ways” y “Move mania” incluían las voces de Tina Cousins y Shannon respectivamente, y también fueron grandes éxitos. De todas formas sería su último disco realmente importante. En 1998 nos llegó también el tercer y más exitoso álbum de Ultra Naté, “Situation critical”. Su adelanto “Free” había sido una de las canciones de baile más destacadas del año anterior, y el LP ofreció otras tres canciones de éxito, “Found a cure”, “New kind of medicine” y “Pressure”. Su siguiente álbum también tendría bastante buen resultado en 2001 pero a partir de entonces la cantante americana dejó de aparecer en las listas de ventas. Entre los recién llegados hay que hablar de los Vengaboys. El primer LP del cuarteto alemán llevaba el mismo título que el single que les dio a conocer, “Up and down”, y tanto esta canción como “We like to party” llegaron al número 1. Seguiremos hablando de ellos. Como contrapunto a estos nuevos artistas nos encontramos con otro grupo alemán veterano que decidió reunirse en 1998. Se trata de los populares Modern Talking, que habían limado sus diferencias desde su abrupta separación en 1987 y lanzaron un álbum que incluía principalmente nuevas versiones de sus temas más conocidos titulado “Back for good” y fue un tremendo éxito. Sus renovados clásicos “You’re my heart, you’re my soul” y “Brother Louie” coronaron de nuevo las pistas de baile de todo el mundo y a sus siguientes LPs, esta vez con temas nuevos, también les fue bien, así que también seguiremos hablando de ellos. Y cerramos la sección mencionando algunas de las otras canciones de baile más destacadas del año, como el vacilón euroreggae “Sex on the beach” de T-Spoon, la canción ganadora del Festival de Eurovisión de 1998 “Diva” que marcó un hito al estar interpretada por la cantante transexual Dana International, los italianos Tamperer que lograron dos grandes éxitos internacionales con “Feel it” y “If you buy this record your life will be better” sampleando a los Jacksons y Madonna respectivamente, y por último el grupo español Blue 4 You que nos trajo su primer éxito “Happy world”, y de quienes también seguiremos hablando más adelante.

EL ROCK EN TRANSICIÓN


El britpop ya estaba prácticamente muerto en 1998, y los grupos que habían triunfado dentro de este subgénero como Oasis, Blur o Suede habían dejado de gozar el favor del gran público. En su lugar 1998 vio como triunfaban algunos veteranos como U2 con el tema inédito de su recopilación de grandes éxitos “Sweetest thing”, los pioneros del rock alternativo R.E.M. con el álbum “Up”, el último de su etapa gloriosa con el single “Daysleeper”, y los legendarios Bruce Springsteen con “Sad eyes” de su recopilación “Tracks” y Bryan Adams con uno de sus últimos LPs importantes, “On a day like today”, que trajo los éxitos “On a day like today” y “When you’re gone”. Otros héroes del rock alternativo del momento, Smashing Pumpkins, publicaron el álbum “Adore”, en el que flirteaban con la electrónica, lo que les alejó un poco de sus fans de siempre, mientras que Lenny Kravitz hizo lo mismo con “5”, aunque en su caso fue mejor recibido porque Lenny tampoco era un rockero purista, como demostraron sus éxitos de 1998 “If you can’t say no” y “I belong to you”. Por su parte los punk rockers Offspring tuvieron uno de sus mejores años con la publicación de “Americana”, que incluía sus populares singles “Pretty fly for a white guy” y “Why don’t you get a job”, los metaleros Korn triunfaron con “Follow the leader”, uno de los discos más vendidos del año, los canadienses Barenaked Ladies publicaron el disco que les dio fama internacional “Stunt”, que incluía su número 1 “One week”, Eagle Eye Cherry sorprendió con el fugaz éxito de su primer LP “Desireless” que aportó su tema más popular “Save tonight” y “Falling in love again”, y los ya veteranos Hole de Courtney Love llegaban al gran público con “Celebrity skin” poco antes de que la pareja de Courtney, Kurt Cobain de Nirvana, se suicidara. Además tres grupos de rock ingleses presentaron también en 1988 sus segundos álbumes con éxito, Placebo “Without you I’m nothing” que les trajo los éxitos “Pure morning” y “You don’t care about us”, Catatonia “International velvet” que incluía el popular “Mulder and Scully” además de “Road rage”, y Garbage con otro de los discos más vendidos del año, “Version 2.0” que incluía muchos de sus temas más conocidos como “Push it” y “I think I’m paranoid”. Y por último hay que destacar el rock de solistas femeninas que triunfaron en 1998. Natalie Imbruglia había publicado su primer LP “Left of the middle” a finales de 1997 y su tremendo éxito “Torn” siguió sonando con fuerza durante los primeros meses del año, así como los singles posteriores “Big mistake” y “Smoke”. Sheryl Crow seguía a caballo entre el rock y la americana music y su disco de 1998 “The globe sessions” se vendió mucho gracias a canciones como “My favourite mistake”. Alanis Morissette se encontraba en el nada envidiable papel de intentar replicar el tremendo éxito de “Jagged little pill” de 1995, y aunque lógicamente no lo logró, su LP de este año titulado “Supposed formed infatuation junkie” vendió mucho amparado por el single “Thank U”. Y por último dos de las canciones más populares del año procedieron de dos mujeres que no conseguirían repetir éxito en el futuro, Jennifer Paige con “Crash” y Billie Myers con “Kiss the rain”.

Robbie Williams

Robbie Williams estuvo a la sombra de su compañero Gary Barlow, durante su estancia en Take That, una de las razones por las que decidió abandonar el grupo. Gary era el alma creativa del grupo, así que era de esperar que acabara siendo el más popular de los dos en sus respectivas carreras en solitario, y parecía que iba a ser así cuando se publicó el primer y muy exitoso LP de Gary Barlow en 1997, que inicialmente superó con creces las ventas del debut de Robbie “Life thru a lens” del mismo año. Y es que Robbie había decidido lanzar como primer single una versión del popular “Freedom” de George Michael que realmente no aportaba nada nuevo a la versión original y que hacía pensar que su vena creativa no iba a brillar mucho. Los siguientes singles corrieron el mismo destino, nada especial aunque alcanzaron posiciones buenas en las listas de éxitos, pero entonces llegó “Angels”, a finales de 1997. Esa canción, de la que ya hablamos el año pasado, puso a Robbie en el mapa de músicos respetados y propulsó las ventas de su LP durante todo 1998 propiciando un nuevo single de éxito, “Let me entertain you”. Y no quiso dejar escapar su buen momento para lanzar su segundo LP titulado “I’ve been expecting you” del que extrajo el popular single “Millenium” y posteriormente “No regrets” y “She’s the one”. En resumen, dos LP’s suyos entre los diez más vendidos del año en Reino Unido.

3 4

Alejandro Sánz

El disco más importante de Alejandro Sánz “Más” se publicó el año anterior, cuando triunfó “Y si fuera ella”, y justo a finales de 1997 se lanzó como single “Corazón partío”. Pero fue a lo largo de 1998 cuando este tema se hizo realmente popular ayudando a que se multiplicaran las ventas del LP, y las remezclas de “Corazón partío” estuvieron entre lo más vendido del año, además de su siguiente single “Amiga mía”. Con este disco Alejandro se convirtió en el artista solista más importante de España.

5

The Corrs

Cuando escribimos la historia de 1997 ya comentamos que los Corrs publicaron su segundo LP “Talk on corners” ese año y que extrajeron de él el éxito “Only when I sleep”. Pero fue en 1998 cuando la reedición del disco con la inclusión de su versión de “Dreams” de Fleetwood Mac les llevó a nuevas alturas con los singles “So Young” y “What can I do” convirtiéndose en dos de sus mayores éxitos. Al final el disco acabaría siendo el más vendido de la historia en su Irlanda natal así como el más vendido del año en Inglaterra.

6

Ricky Martin

La carrera de Ricky Martin ya había sido muy larga cuando llegó 1988, empezando por su inclusión en el grupo juvenil Menudo cuando solo tenía 12 años, siguiendo por su trabajo como actor en telenovelas y también en la longeva serie norteamericana “Hospital general”, en una época en la que los latinos apenas tenían visibilidad en los medios. Esta última experiencia no fue especialmente agradable, con el resto del reparto de la serie mirándole por encima del hombro por ser latino y negarse a cambiar su acento, pero sin duda elevó su perfil de cara el público. Para entonces ya había sacado dos discos en solitario con un éxito razonable entre la comunidad latina, pero fue el tercero, “A medio vivir” de 1995 el que le hizo popular gracias al hit “María”. Y llegamos a su cuarto álbum de 1998 titulado “Vuelve” en el que se incluyó la canción oficial del Mundial de Fútbol celebrado en Francia “La copa de la vida”, que fue su primer éxito importante en los países anglosajones gracias a la versión que hizo en inglés titulada “Cup of life”. La retransmisión de su interpretación del tema en la final del Mundial fue seguida por millones de espectadores y marcó un hito para la música latina que a partir de entonces comenzó a ser considerada seriamente. Y sólo era el principio, porque el año siguiente aprovechó el empuje para coronar las listas de éxitos de todo el mundo, pero hablaremos más de ello en 1999. Además de “La copa de la vida”, a lo largo de 1998 Ricky tuvo éxito también con los singles “La bomba”. “Casi un bolero” y “Por arriba, por abajo”.

Manolo García

El Último de la Fila fue uno de los grupos más emblemáticos de la música española. La improbable unión del virtuosismo de Quimi Portet con la voz de Manolo García, con lo que en aquéllos momentos era una combinación novedosa de mestizaje de pop rock con sonidos del norte de Africa y de Andalucía les trajo enorme éxito a lo largo de su trayectoria de diez años y siete discos. En 1988 Manolo anunció la separación del grupo tras decidir que ya habían dado todo lo posible juntos y que era hora de iniciar sus carreras en solitario, y poco después publicó su primer disco, “Arena en los bolsillos”. El LP fue un éxito instantáneo y el comienzo de una impresionante trayectoria que continúa en nuestros días, y tres de los singles del disco estuvieron entre lo más vendido del año, “Pájaros de barro”, “Carbón y ramas secas” y “Zapatero”.

7

Gloria Estefan

Gloria Estefan comenzó a triunfar en 1984 cantando en inglés junto a su grupo Miami Sound Machine, que en realidad era un vehículo para la música de su marido Emilio Estefan y su voz. Los años posteriores Gloria fue adquiriendo más protagonismo y el grupo acabó por convertirse en músicos de acompañamiento para la carrera en solitario de Gloria, que siguió recogiendo éxitos sin parar, pero no fue hasta 1993 cuando decidió publicar un disco en español titulado “Mi tierra”. El éxito del disco en los mercados latinos fue tan grande que a partir de entonces decidió alternar la música en inglés y en castellano y en 1998 culminó con un disco bilingüe que se convertiría en uno de los más importantes de su carrera, “Gloria!”. Del disco se extrajo un primer single que tuvo éxito en versión inglesa en los mercados internacionales titulado “Heaven’s what I feel” y en los mercados latinos con la versión en español “Corazón prohibido”. Más singles de éxito del disco: “Oye” y “Cuba libre”.

9

La Oreja de Van Gogh

La Oreja de Van Gogh fue el grupo español más vendedor de la década del 2000, y todo comenzó en 1998 con su primer disco “Dile al sol”. La canción “El 27” les dio a conocer, pero fue el segundo single “Soñaré” el que les convirtió en estrellas, y la confirmación llegó con el tercero “Cuéntame al oído”. No nos extendemos más porque su momento de gloria estaba por llegar y hablaremos ampliamente de ello en la historia del año 2000.


10

Spice Girls

Las Spice Girls seguían siendo un fenómeno musical y social sin precedentes por tercer año. Su segundo LP, “Spiceworld” se había publicado a finales de 1997 y no es de sorprender que no alcanzara el tremendo éxito del primero, pero aun así lograron llevar a los primeros puestos de las listas a lo largo de 1998 las canciones “Stop”, “Viva forever” y “Goodbye”, la última de ellas un homenaje a Geri Haliwell, que abandonó el grupo por diferencias creativas y que se incluiría posteriormente en su siguiente y último LP de estudio que saldría a la venta en 2000. Además, en 1998 otras dos componentes del grupo probaron suerte por separado con éxito. En el caso de Melanie B fue el single “I want you back” junto a Missy Elliott para la banda sonora de “¿Por qué los tontos se enamoran?”, y en el de Mel C su colaboración con Bryan Adams en la canción “When you’re gone”, preludio del lanzamiento de su primer disco en solitario en 1999.

EL NUEVO POP JUVENIL


Con el Britpop dando sus últimos estertores, las listas de éxitos de todo el mundo empezaron a decantarse hacia un pop juvenil desenfadado, que alternaba canciones bailables con baladas con un estilo muy similar a lo que hacían con éxito grupos como Backstreet Boys o Spice Girls. El año anterior ya habían empezado a sonar los Steps, un grupo mixto que nació con vocación de convertirse en los nuevos ABBA, y a lo largo de 1998 consolidaron su fama gracias al LP “Step one” que incluía versiones como “Last thing on my mind” de Bananarama o “Tragedy” de los Bee Gees, además de temas inéditos como “Heartbeat” o “One for sorrow”. Su enorme popularidad en Inglaterra durante los años siguientes no se vio reflejada en el resto del mundo, y finalmente las tensiones entre los miembros del grupo hicieron que se separaran en 2001, aunque posteriormente se volvieron a reunir y actualmente continúan teniendo éxito en su Inglaterra natal. Otro grupo de cuatro chicas adolescentes llamado B*Witched consiguió la hazaña de llegar al número 1 con sus cuatro primeros singles “C’est la vie”, “Rollercoaster”, “To you I belong” y “Blame it on the weatherman”, todos de su álbum epónimo de 1998, pero su segundo LP no tendría tanto éxito y fueron abandonadas por su compañía discográfica antes de lanzar un tercero. Las jóvenes hermanas Cleopatra también lograron triunfar con su primer LP “Back atcha!” y las canciones “Cleopatra’s theme”, “Life ain’t easy” y su versión de “I want you back” de los Jackson 5, pero en su caso tampoco tuvieron éxito con su siguiente LP y se repitió la historia de B*Witched. También fue el año de la aparición de Billie Piper, que llevó al número 1 en Inglaterra sus dos primeros singles “Because we want to” y “Girlfriend” de su álbum de debut “Honey to the B” cuando solo tenía 15 años, y lo mismo que las anteriores no repitió éxito con su segundo disco y en su caso abandonó la música para dedicarse a la interpretación con éxito como en las series “Dr. Who” y más recientemente “Penny Dreadful”. Menos jóvenes pero con un sonido similar eran Lutricia McNeal y Des’ree. La primera tuvo una consistente serie de hits en las pistas de baile con los singles “Ain’t that just the way”, “Stranded”, “My side of town” y “Someone loves you honey” de su disco de debut “My side of town”. Todavía publicaría tres discos más y múltiples singles en los años posteriores, pero su éxito fue decreciendo con cada uno de ellos. En cuanto a Des’ree, ya era familiar con el éxito desde que lanzara en 1991 “Feel so high”, pero su momento de mayor popularidad llegó con su tercer LP “Supernatural” de 1998, que incluía el que probablemente sea su mayor éxito “Life” junto al también conocido “What’s your sign”. A pesar de su éxito, después de un disco posterior Des’ree se retiró de la música para centrarse en otros intereses y no ha vuelto a publicar nada desde 2003. Y cerramos este apartado con la artista juvenil más importante de las surgidas en 1998, Britney Spears. Su single de debut “Baby one more time” fue un tremendo éxito en todo el mundo, lo mismo que sus canciones posteriores, pero como fue publicado a finales de año hablaremos más de ella en 1999.

LAS BOY BANDS SIGUEN EN APOGEO


Hay muchas definiciones de boy band, algunos incluso se remontan a los Jackson 5, pero para nosotros el concepto es el de grupos vocales más o menos prefabricados, de los que los más exitosos hasta los años 90 habían sido New Kids on the Block. Take That fueron los siguientes grandes triunfadores en el género y tras su separación los Backstreet Boys tomaron las riendas y el año anterior demostraron ser un coloso de ventas. Las cosas no habían cambiado en 1998, y aunque los Backstreet no lanzaron álbum nuevo sus dos primeros discos seguían vendiéndose como rosquillas, en parte ayudados por el éxito de su single principal de este año “All I have to give”. En 1998 también se dieron a conocer 98 Degrees, una boy band atípica en cuanto a que no habían sido reunidos por un productor o compañía discográfica como casi todos sus contemporáneos, sino que se juntaron por su cuenta con la idea de ofrecer una música más cercana al R&B que al pop. Su primer éxito fue “Invisible man” en 1997, pero fue el álbum “98 degrees and rising” de este año el que les llevó a la fama gracias a canciones como “True to your heart” (con la inestimable colaboración de Stevie Wonder) y especialmente “Because of you”. El grupo siguió teniendo éxito hasta que en 2003 decidieron tomarse un descanso y emprender proyectos en solitario, entre los que destacan el matrimonio de Nick Lachey con la también popular cantante Jessica Simpson, y la publicación de dos álbumes en solitario bastante bien recibidos. No volvieron a reunirse hasta 2013 y claro, la cosa ya no era igual. Al otro lado del charco la pugna era diferente. Los ya veteranos East 17 (ahora con el nombre E-17) tuvieron éxito con la canción “Each time”, pero lo mismo que cuando existía Take That estaban siempre a su sombra, en este caso tampoco podían con otros herederos más directos del grupo inglés, como los irlandeses Boyzone. Boyzone firmaron uno de los singles más exitosos del año en Inglaterra con su versión del “No matter what” de Badfinger, junto a otra versión, la del “I love the way you love me” de John Michael Montgomery y un tema inédito, “All that I need”, todos ellos de su álbum “Where we belong”. Bastante similares a ellos eran 911, de quienes ya hablamos el año anterior, que publicaron el álbum “Moving on” en 1998 del que extrajeron los singles de éxito “All I want is you”, “How do you want me to love you” y su versión del “More than a woman” de los Bee Gees. Y también parecidos, aunque pretendían inclinarse más al R&B estaban Another Level, cuyo primer disco titulado como ellos les trajo los éxitos “Freak me” (versión de la bastante reciente canción de Silk), “Be alone no more” y “I guess I was a fool”. Su éxito fue muy poco duradero porque se separaron en 2000 tras un segundo álbum. Y terminamos con los que más triunfaron fuera de Inglaterra, Five. El grupo fue creado como la versión masculina de las Spice Girls, de hecho tenían el mismo mánager que las chicas, y su primer single, “Slam dunk” llegó al top 10 en 1997. Pero 1998 fue el año en el que se hicieron famosos con la publicación del LP “5ive” y los populares singles “When the lights go out”, “Everybody get up”, “Got the feeling” y “Until the time is through”. El quinteto estaba bien situado para lograr el éxito en Estados Unidos cuando una serie de malas decisiones hicieron descarrilar su carrera, empezando por no poder conseguir la canción “Baby one more time”, que querían que fuera su single decisivo en el continente americano (y que fue a parar a Britney Spears, convirtiéndose en el tema que le dio a conocer), y por rechazar “Bye bye bye”, que fue también un tremendo éxito posteriormente por parte de ‘Nsync. En definitiva, tras tres LPs el grupo acabó separándose en 2001.

Britney Spears

Billie Piper

Des’ree

Boyzone

Another
Level

Five

Por su parte los hermanos K-Ci & Jojo eran miembros del grupo R&B Jodeci al tiempo que trabajaban como dúo. Su primer éxito fue como vocalistas invitados en el número 1 de 2Pac "How do you want it" de 1996, lo que les animó a lanzar un álbum en 1997. Los dos primeros singles tuvieron relativo éxito, pero fue el tercero, “All my life” el que les llevó a lo más alto de las listas y les convirtió en estrellas en 1988. Lanzaron dos discos más de éxito en los años posteriores pero el cuarto no tuvo tanta suerte y acabaron tomándose un largo descanso antes de volver con más pena que gloria en 2013. En cuanto al rap tenemos que hablar de Will Smith, cuyo primer álbum en solitario “Big Willie Style” fue publicado a finales de 1997. En él se incluía el éxito “Men in black”, el tema de la película del mismo título que tuvo éxito el año anterior, además de otros tres singles que triunfaron en 1998. “Gettin’ jiggy wit it”, la versión del “Just the two of us” de Grover Washington Jr. y “Miami”. Aunque siguió teniendo éxitos en solitario hasta mediados de la década de los 2000, eventualmente dejó su carrera musical supeditada a su tremendo auge como actor, que le llevó a ser uno de los más taquilleros de todos los tiempos. También los Beastie Boys publicaron uno de los discos más vendidos de su carrera, “Hello nasty”, precedido por su single “Intergalactic”, los veteranos Run-DMC tuvieron un inesperado éxito con la remezcla del que fuera su primer single en 1983 “It’s like that” de la mano de Jason Nevins, y Jay-Z alcanzó su mayor éxito hasta el momento con su segundo LP “Vol. 2” del que extrajo el single “Hard knock life”. Y enlazamos a Jay-Z con el grupo de la que sería su futura mujer Beyoncé, Destiny’s Chid, que lanzó su primer LP llamado como ellas en 1998 alcanzando éxito inmediato con la canción “No no no”. Su popularidad internacional aún estaba por llegar, así que hablaremos con más detalle de ellas más adelante.

Will Smith

Destiny’s
Child

Lauryn Hill

The Offspring

Alanis
Morissette

Garbage

Cher

Modern
Talking

Aqua

MÁS MÚSICA DEL AÑO


Aunque no era un grupo de baile Massive Attack se programó en las discotecas más cool con su trip hop cercano al acid jazz, especialmente su tema “Teardrops”. La crítica fue muy positiva con su álbum de este año “Mezzanine”, que está incluido entre los mejores de la música popular y fue uno de los más vendidos del año. Los héroes del tecno Depeche Mode también triunfaron con el tema “Only when I lose myself”, aunque se quedó sólo como single, porque no hubo álbum de acompañamiento. Savage Garden también estuvieron entre los triunfadores del año gracias a la canción “Truly madly deeply” y la reedición de “To the Moon and back”. Ambos singles pertenecían a su álbum de debut titulado como ellos que ya mencionamos el año pasado, y el dúo regresaría en 1999 con un nuevo álbum de éxito antes de separarse. Si “Truly madly deeply” fue una de las baladas del año, otra fue el popularísimo “Big big world” de la cantante sueca Emilia, acompañada de un álbum de debut con el mismo título. Sus discos posteriores no pudieron replicar su éxito, y aparte de participar en el Festival de Eurovisión en 2009 logrando un puesto respetable, poco más se puede hablar de su carrera musical. Hablando de músicos que no repitieron éxito hay que mencionar a Bell, Book & Candle, un grupo alemán cuyo primer LP titulado “Read my sign” les proporcionó el éxito “Rescue me”. Y hubo un mini regreso de la música reggae con un nuevo disco de UB40 titulado “Labour of love III” del que extrajeron el popular “Come back darling”, el último tema realmente importante de su carrera, y la vuelta de Culture Club 12 años después de su ruptura con la canción de tintes reggae “I just wanna be loved”, que fue bastante bien recibida y se incluyó en su LP de 1999 “Don’t mind if I do”, que tuvo una distribución muy limitada y fue un fracaso. Boy George regresó a su trabajo en solitario ante el resultado, aunque todavía volverían a reunirse en 2018 aprovechando la renovada popularidad de George como juez de “La voz”, pero su LP pasó desapercibido. Por su parte Simply Red pasó a convertirse en un vehículo exclusivo para Mick Hudnall que prescindió de su banda aunque no del nombre en su álbum “Blue”, que estaba compuesto principalmente por versiones. Tanto “Say you love me” como la versión del tema de Albert Hammond popularizado por los Hollies “Air that I breathe” fueron éxitos destacados, aunque el LP en sí fue el menos vendido de su carrera hasta ese momento. De Lighthouse Family y su LP “Postcards from heaven” ya hablamos el año pasado, así que nos limitaremos a decir que en 1998 extrajeron de él el single “High”, uno de los más conocidos de su breve carrera, seguido por “Lost in space”. Después del gran éxito de sus dos primeros discos lanzaron un tercero menos exitoso en 2001, y tras él se separaron. George Michael lanzó en 1988 uno de los discos más vendidos del año “Ladies and gentlemen”, que era principalmente una recopilación de sus grandes éxitos, aunque también incluía dos de sus temas más recordados, “Outside” y su versión del “As” de Stevie Wonder junto a Mary J. Blige. Mike Oldfield grabó en Ibiza su “Tubular bells III”, que además de sus clásicas canciones instrumentales incluía el tema vocal “Man in the rain”, que inmediatamente trajo recuerdos de su canción más popular, “Moonlight shadow”, entre otras cosas porque ambos estaban cantados por Maggie Reilly. Y por último vamos a comentar el buen momento que vivía la música country. La gran estrella del género, Garth Brooks, vendió su disco “Sevens” como rosquillas y tuvo éxito con singles como “Longneck bottle” y “Two piña coladas”, LeAnn Rimes publicó en Europa su éxito norteamericano del año anterior “How do I live” y lo convirtió en una de las cinco canciones más escuchadas del año en Inglaterra, y la gran revelación vino de la mano de Shania Twain, que ya era una gran estrella en las listas de música country, pero tuvo que llegar su tercer LP “Come on over” para que sus canciones traspasaran barreras y lograran el éxito internacional, empezando por la balada “You’re still the one” a la que siguió “From this moment on”, un dueto con el también cantante country Bryan White. Como durante 1999 siguió lanzando canciones de éxito de este disco seguiremos hablando de ella el año que viene.

Massive
Attack

Shania Twain

George
Michael

UN AÑO DE PELÍCULA


Ya hemos hablado de Céline Dion y su canción “My heart will go on” de la película “Titanic”, pero no fue la única que tuvo éxito con bandas sonoras. La canción “I don’t want to miss a thing” de la película “Armageddon” se convirtió en el tema más popular de los veteranos rockeros Aerosmith, quién se lo iba a decir a estas alturas. También fue el año en el que Antonio Banderas logró el papel que le hizo popular en Hollywood en “La máscara del zorro”, y la banda sonora nos trajo el popular dueto entre Tina Arena y Marc Anthony “I want to spend a lifetime loving you”. Además Smash Mouth nos ofrecieron su versión del “Why can’t we be friends” de War para la película “Juegos salvajes”, Jamiroquai su “Deeper underground” para “Godzilla”, Faith Hill dio el salto del country al pop con “This kiss” para “Prácticamente magia”, Pras Michel nos ofreció “Ghetto supastar” (una versión del número 1 de Kenny Rogers y Dolly Parton “Islands in the stream” para “Bullworth”, y las tremendas Whitney Houston y Mariah Carey se unieron en un dueto irrepetible en la balada “When you believe”, para la película de animación “El príncipe de Egipto”. Y también triunfó otra banda sonora, en este caso de la serie de televisión “Ally McBeal” cuyo disco interpretado por Vonda Shepard acabaría siendo uno de los más vendidos del año siguiente en todo el mundo, empezando por el single y sintonía de cabecera de la serie, “Searching my soul”.

Mariah & Whitney

Vonda
Shepard

Aerosmith

Seguir leyendo

LA MUSICA EN ESPAÑA

La música en España

Dos de los discos más vendidos de 1998 se habían publicado el año anterior, el de Mónica Naranjo “Palabra de mujer” que añadió a sus singles de éxito de 1997 “Pantera en libertad”, y el de Alejandro Sánz “Más”, del que ya hemos hablado antes. Y hay que mencionar a Alejandro por partida doble, porque fue el padrino del disco de debut de Malú, que en aquel entonces tenía 16 años. El LP se titulaba “Aprendiz” y se convirtió en uno de los más venidos del año impulsado por canciones como la que daba título al álbum además de “Como una flor”, “Cambiarás” y la versión en español del tema principal de la película de Disney “Mulán” titulado “Reflejo”. Otros recién llegados fueron Amaral, a los que también apoyó otro grande del pop rock español, Enrique Urquijo de Los Secretos. Su primer disco se llamaba como el grupo y les trajo los éxitos “Rosita” y “Voy a acabar contigo”. Por cierto, Enrique Urquijo también lanzó disco nuevo con su banda alternativa Los Problemas consiguiendo popularidad con “Desde que no nos vemos” y su versión de “María la portuguesa” de Carlos Cano. Sería su último trabajo antes de fallecer el año siguiente. Y hablando de dúos, Ella Baila Sola regresaron con un segundo LP que siendo realistas era imposible que superara el de su imponente debut dos años antes, pero lo cierto es que no se quedaron muy lejos. “E.B.S.” les proporcionó los éxitos “Y quisiera” y “Despídete”, y todavía lanzarían un disco más en 2000 antes de que sus diferencias personales provocaran la disolución del dúo. Otro grupo que tenía el reto de igual el éxito de su primer LP era Jarabe de Palo, y lo mismo que Ella Baila Sola no se quedaron muy lejos, y el disco “Depende” les trajo el éxito titulado como el álbum y también el excelente “Agua”. Lo mismo pasó con Rosana, cuyo “Lunas rotas” llegó a finales de año con los singles “Contigo” y “Domingos en el cielo” siendo muy escuchados. El siguiente segundo disco es el de Ismael Serrano, cuyo primer LP había sido bien recibido pero sus singles no habían tenido mucha difusión radiofónica. Con “La memoria de los peces” la cosa cambió, y canciones como “Últimamente” hicieron que se le bautizara como el sucesor de Joan Manuel Serrat. También Mikel Erentxun presentó su segundo LP en solitario “Acróbatas”, del que “Quién de acuerda de ti” tuvo mucha presencia radiofónica. Y la última artista de la que vamos a hablar que lanzó su segundo disco en 1998 fue Shakira, y si el primero fue un éxito importante este fue el que la consolidó. “¿Dónde están los ladrones?” se convertiría en el más vendido de los cantados en español de su carrera e incluía los clásicos “Ciega sordomuda” e “Inevitable”. El camino estaba abonado para su conquista de Estados Unidos que comenzaría tres años después. Más cosas: el LP “Alta suciedad” de Andrés Calamaro tras la separación de Los Rodríguez se había publicado el año anterior, pero fue a principios de 1998 cuando su single “Flaca” comenzaría el camino para convertirse en el más conocido de su carrera en solitario. Antonio Vega nos trajo su tercer LP como solista “Anatomía de una ola” junto al single “Mi hogar en cualquier sitio”. Danza Invisible presentaron el disco “En equilibrio” del que extrajeron los éxitos “Por ahí se va” y la versión de “Por tu ausencia”, de Manzanita. También Seguridad Social recurrieron a versiones, las de “Acuarela” de Toquinho y “Un beso y una flor” de Nino Bravo para su LP “En la boca del volcán”, publicado a finales del año anterior. Joaquín Sabina se unió al artista argentino más popular del momento, Fito Páez, para el disco al alimón “Enemigos íntimos”. Sus desavenencias personales dieron al traste con la promoción del disco y la gira, aunque la canción “Llueve sobre mojado” tuvo cierta repercusión. Los Undrop ofrecieron una de las canciones más populares de 1998 gracias a su inclusión en un anuncio de refrescos, “Train”, aunque acabaría siendo su único éxito. Los vallecanos Ska-P nos ofrecieron su tercer disco titulado “Eurosis” que demostró ser tan popular como el anterior con canciones reivindicativas como “España va bien” y “Paramilitar”. Y si Ska-P protestaban contra el consumismo y la llegada del euro, los mejicanos Molotov hacían popular en España su controvertido primer álbum de 1997 “¿Dónde jugarán las niñas?” con el tremendo éxito del single “Gimme the power” al que siguió el también popular y posiblemente homófobo “Puto”. Dos italianos estuvieron también entre los más escuchados el año, Laura Pausini con “Mi respuesta”, que aunque no logró igualar las ventas de sus dos primeros discos, tuvo repercusión gracias a canciones como “Emergencia de amor” y “En ausencia de ti”. De todas formas Laura remontaría con su siguiente disco del que hablaremos en 2000. Y el otro italiano es Nek, cuyo segundo disco en castellano “Entre tú y yo” aportó el éxito “Si sé que te tengo a ti”. Cruzamos el charco para hablar de otros tres de los discos más vendidos en España durante el año, empezando por “Vida loca” del cubano Francisco Céspedes. Fue un caso inusual, porque Francisco era un afamado compositor para otros artistas pero no había tenido mucha repercusión como solista, y de hecho “Vida loca” fue su primer LP cuando ya superaba los 40 años. Sea como sea la canción que le daba título y también “Se me antoja” fueron muy conocidas, aunque sus siguientes trabajos no tuvieron demasiada repercusión. El segundo disco es “Depois do prazer”, cuyo single principal fue traducido al castellano como “Cuando acaba el placer” y dio al grupo brasileño So Pra Contrariar su éxito más importante en 1998. Aunque aún lanzarían varios discos más no llegarían a conseguir los mismos resultados y finalmente su líder Alexandre Pires comenzaría una carrera en solitario bastante exitosa. Y el tercer disco es el de la argentina Marcela Morelo, que tuvo un impresionante debut con “Manantial” y los singles “Corazón salvaje” y “La fuerza del engaño”. Marcela tuvo más éxitos durante los años posteriores en España así que volveremos a hablar de ella. Y cerramos la historia de 1998 con dos grupos relevantes durante el año por diferentes razones. El primero es La Barbería del Sur, que publicó en 1998 su disco mejor recibido por la crítica y el público, “Arte pop”, que incluía su mayor éxito, “La alegría de vivir”, y el segundo Mecano, que lanzaron este año su disco de despedida titulado “Ana, José, Nacho”. El doble LP incluía junto a algunos de sus grandes éxitos siete canciones inéditas de las que el primer single fue “El club de los humildes”, y aunque fue muy vendido no llegó ni de lejos a los niveles de sus últimos trabajos y resultó vapuleado por  la crítica, provocando que José María Cano anunciara de forma abrupta su marcha del grupo dejando plantados a su hermano y a Ana Torroja, que había tenido que renunciar a la promoción de su primer disco en solitario “Puntos cardinales” para grabar los temas nuevos. Triste forma de terminar la historia de uno de los grupos más importantes del pop español de todos los tiempos.

EL R&B Y EL HIP-HOP


Aunque el R&B es más propio de los artistas estadounidenses, en Inglaterra también existía una tradición de cantantes de este género más o menos puristas, y en 1988 dos grupos femeninos destacaron por encima de los sus contemporáneos norteamericanos. Hablamos para empezar de Honeyz, una interesante formación que por desgracia solo publicó un LP titulado “Wonder nº 8”, aunque de él se extrajeron los singles de éxito “Finally found” y “End of the line”, además de otras tres canciones más en 1999. Pero lo de Honeyz fue un éxito localizado, mientras que el trio All Saints sí tuvo proyección internacional, empujada por los éxitos de su álbum de debut del año anterior a los que añadieron en 1988 las versiones de “Lady Marmalade” y “Under the bridge” además de “Bootie call” y “War of nerves”. Como ya hablamos de ellas en 1997 no nos extendemos más y pasamos a Estados Unidos. Ya hemos hablado de Pras Michel en la sección de bandas sonoras, pero sus otros dos excompañeros de los Fugees también tuvieron éxito en 1998. Wyclef Jean logró su primer y único top 10 como artista principal titulado “Gone til November”, pero Lauryn Hill tuvo más suerte. Su LP de debut se titulaba “The miseducation of Lauryn Hill” y fue un pelotazo instantáneo. El single “Doo wop (that thing)” fue número 1 en medio mundo, seguido por el también conocido “Ex-factor”, y el LP acabó ganando el Grammy al mejor álbum y está considerado uno de los discos clave del hip-hop de todos los tiempos. Sin embargo acabó siendo su único LP de estudio cuando las presiones de la fama fueron superiores a ella y acabó apartándose del ojo público. También tuvo mucho éxito la canción “The boy is mine”, un dueto entre las incipientes artistas Brandy y Monica, que además de ese tema juntas también lanzaron canciones populares en solitario, en el caso de Brandy “Top of the world” y “Have you ever” de su disco “Never say never”, y en el de Monica “The first night” de su disco “The boy is mine”. Ambas cantantes alcanzaron su mayor éxito con los LPs de este año, pero siguieron teniendo una carrera sólida y siguen en el mundo de la música. Otro triunfador del año fue Usher cuyo LP “My way” le lanzó al estrellato el año anterior y continuó siendo uno de los más vendidos en 1988 ayudado por otro single del disco, en este caso el que le deba título.

Volver arriba

Malú

Amaral

Mecano